Ocho horas completa el plantón que realizan los taxistas de la capital del Meta exigiendo el decreto que estipula un solo dígito para la medida del pico y placa. 

Desde las 6:00 de la mañana de este 6 de septiembre, cerca de 145 propietarios de taxis en Villavicencio vienen realizando un plantón bloqueando la calle ubicada frente a las instalaciones de la Administración Municipal con el fin de exigir que el pico y placa se aplique con un único dígito, pues según dicen, se están viendo en aprietos para generar los ingresos suficientes que requiere su subsistencia y la de sus familias. 

Para los taxistas, la problemática inició en marzo del 2020 cuando se dispusieron unas medidas de movilidad a todos los vehículos y en especial a los de transporte público para prevenir contagios por covid-19, entre estas, la modificación de sus horarios de trabajo. “Comenzamos con una restricción de 15 días de trabajo por 15 días de descanso. Hemos venido evolucionando y actualmente estamos trabajando 24 días. Obviamente, las inversiones están proyectadas para trabajar todo el mes pero ya con 17 meses trabajando primero a pérdida y rentabilidades muy bajas, pues ha afectado las finanzas de los propietarios”, le comentó Ricardo Ayala, presidente de la Asociación de Taxis de Villavicencio (Asotaxvilla) a El Cuarto Mosquetero. 

A inicios del mes pasado, a los taxistas les aseguraron que los estudios para que la medida del pico y placa pasara a aplicarse con un solo dígito parecía ir ‘viento en popa’ con la reactivación económica, pero luego de tres semanas a la espera de la modificación, a los ‘amarillitos’ no se les definió nada, por lo que decidieron acudir a la protesta. 

Esta situación, afirman, viene prologándose desde hace año y medio. “La Administración Municipal comprometió unos recursos en personal y algunos temas de agendamiento de trabajo en unas mesas de concertación, las cuales en su gran mayoría se incumplieron”, le contó a este medio Miguel González, líder de Cultura Taxi Villavicencio. 

Según Ricardo, tanto propietarios como conductores, se han visto afectados, pues cuando inició la pandemia, la vida nocturna que ofrecía los suficientes ingresos para establecer hasta dos turnos, dejó de funcionar, lo que significó la pérdida de empleo para muchos. “En este momento, yo creo que la mayoría de los taxis están trabajando con un solo conductor y trabajan hasta las 8:00 o 10:00 de la noche”, explicó. 

Por el momento, los manifestantes continúan a la espera de que el decreto con la modificación del pico y placa les sea entregado y afirmaron que su protesta será indefinida. “Esta mañana nos dijeron que esperáramos hasta el mediodía, que el decreto ya estaba listo pero que faltaba la firma del Alcalde. Luego al mediodía nos dijeron que tocaba seguir esperando porque faltaban otras cosas”, mencionó Julián Aya, uno de los propietarios.

Y añadió: “Hace 20 días nos dijeron que ya estaba listo, que estaban haciendo estudios. Hoy pensaron que nos íbamos a ir, porque lo hemos hecho, nos confiamos cuando dicen que nos van a cumplir y nos vamos, pero esta vez nos vamos a quedar hasta que nos entreguen el decreto, ya no aguantamos más”. 

Por su parte, Miguel aclaró que, la intención del gremio no es afectar a la ciudadanía con el bloqueo que están realizando, pero que esa es la única manera que tienen para ser escuchados. “Hemos sido considerados con la ciudadanía, no se ha dado un bloqueo en otra zona de la ciudad, solamente aquí a la altura de la Alcaldía a pesar de que la Administración nos manifestó que los cambios estaban hechos (…) que pedían el desbloqueo de la vía, decidimos mantenernos acá porque ha sido la constante (falta de cumplimiento) con todos los compromisos que ha hecho la Administración”, afirmó.

Desde El Cuarto Mosquetero nos contactamos con Mauricio Frías, secretario de Movilidad Municipal, quien afirmó que desde la entidad que lidera, están trabajando para expedir el decreto, sin embargo, no especificó cuándo estará listo. 

Comunicadora social y periodista, con experiencia en prensa escrita, comunicación institucional y trabajo con comunidades vulnerables desde el enfoque de la participación política, defensa del territorio y comunicación para el cambio social.