Resguardo Maguare, la comunidad amazónica que lucha por pervivir en Villavicencio

Recientemente, El Cuarto Mosquetero acompañó la visita realizada por parte de la Administración Municipal al Resguardo Indígena Maguare, el cual se estableció en Villavicencio con la llegada de población desplazada en el 2003, proveniente de los departamentos de Caquetá, Amazonas y Vaupés, quienes se asentaron en el municipio.

Una vez allí, se realizaron actividades y diálogos entre funcionarios de la Alcaldía y la comunidad, para atender sus necesidades. El Gobernador Indígena del Resguardo Maguare, le comentó a este medio que la principal problemática que tienen, es la de la energía eléctrica, por lo que solicitó un proyecto técnico para solucionarla. También mencionó que se han visto afectados por la falta de agua potable. Además, pidió apoyo institucional para la promoción del sector turístico, con el fin de reactivar la economía, luego de haberse terminado el aislamiento obligatorio generado por el covid-19. 

Santiago Kuetgaje, gobernador del Resguardo Maguare.
Foto: Edilson Ariza

En las visitas turísticas, los anfitriones narran y muestran lo valioso de su pueblo, sus mitos, sus danzas, sus leyendas, sus costumbres y sus valores. Ofrecen una toma fotográfica con ellos, recorrido ecoturístico guiado por indígena bilingüe al interior de un sendero en el que se pueden encontrar aves de trópico, vegetación llanera y pequeños primates. Asimismo, incluyen un almuerzo autóctono elegido, un taller artesanal opcional, baño en el río y toma de yagé para la purificación. Estos servicios varían dependiendo del paquete turístico adquirido. 

Por su parte, Holman Ciprian, director de Servicios Públicos, afirmó que se evaluarán las opciones para lograr el acceso a algunos servicios públicos domiciliarios vitales, como energía eléctrica y agua potable. “Para ello pues vamos a realizar un diagnóstico de las oportunidades que hay en terreno”, mencionó el funcionario quien afirmó que para lograrlo, revisarán la oferta hídrica que se tenga en el cuerpo de agua más cercano, las infraestructuras existentes para la instalación de posibilidades energéticas y una caracterización de la comunidad.

En el tema de género, habló Wendy Kuetgaje, líder del Comité de Mujeres, el cual nació gracias a la Escuela Intercultural de la Diplomacia Indígena de la Universidad del Rosario, la cual dictó a la comunidad un diplomado de Fortalecimiento de los Liderazgos de la Mujer Indígena. “A partir de eso surgió la idea de crearnos como un comité, desde el cual estudiamos las problemáticas, también dimos propuestas para mitigar estos problemas que se viven dentro de la comunidad, en especial sobre las mujeres indígenas”, explicó la lideresa. 

Con respecto a esto, la Secretaria de la Mujer, Laura Rivas, resaltó la existencia de dicho comité “porque aporta al fortalecimiento y los procesos de empoderamiento político y económico de las mujeres indígenas”. Por eso aseguró que desde la entidad se hará un acompañamiento para abarcar las necesidades de las mujeres del resguardo. Asimismo, la dependencia también se encargará de velar por la aplicación del enfoque de género en los proyectos que se lleven a cabo al interior del resguardo.

Por otro lado, Edith Agudelo, directora de la Corporación Cultural Municipal de Villavicencio – Corcumvi, comentó que desde hace varias semanas viene trabajando con la comunidad identificando los aspectos a fortalecer para el reconocimiento a sus capacidades, y a su cultura tradicional y ancestral. “Para nosotros ha sido muy importante identificar este tipo de aspectos y sobretodo articularlo con lo que va a ser el desarrollo y cumplimiento de los indicadores del Plan de Desarrollo Municipal, en los que concretamente pues nosotros tenemos que fortalecer, acompañar y dar todas las herramientas necesarias para la institucionalización de manifestación de herramientas culturales”, afirmó la funcionaria. 

Cabaña en el Resguardo Maguare.
Foto: Edilson Ariza

Por último, el Alcalde de Villavicencio, Felipe Harman, comentó que otro de los compromisos pactados durante la reunión con la comunidad del resguardo, fue estructurar un proyecto de energía alternativa. Asimismo habló de los retrasos en la entrega del polideportivo y el pago de los empleados que trabajaron en su construcción, asegurando que actualmente se están esclareciendo las condiciones del contrato y que si el operador no responde responsablemente por la obra -la cual se planea entregar en diciembre-, obtendrá una sanción. 

Cabe mencionar que, la construcción de la maloca fue producto de una financiación en un encuentro de comunidades indígenas de toda América en Bolivia. Allí, el gobernador indígena presentó la idea de construir una maloca turística en Puerto Colombia, Meta. La propuesta tuvo tanta acogida que logró gestionar 25.000 dólares para llevar a cabo lo que hoy lleva el nombre de los tambores con los que los indígenas de la Amazonía transmiten mensajes a su propia comunidad: Maguare. 

*Por Shirley Forero y Luisa Contreras

Más Populares

¡Conócenos!

Somos una Agencia, y el medio para impulsar la transformación a través de la comunicación.