El Centro Auto-gestionado Especializado en Producción y Acción (CAEPA), es una fundación ubicada en el barrio Porfía de Villavicencio, la cual desde hace 30 años es liderada por Luz Mila Oviedo, Ángela y Teresita; quienes tuvieron la iniciativa tras realizar trabajo social en la arquidiócesis la Sagrada Familia de ese mismo sector, en ese lugar hacen más amenos los momentos de más de 80 abuelitos que asisten diariamente de 8:00 de la mañana a 4:00 pm, y no solo para recibir los refrigerios que gestionan con esfuerzo, sino para compartir y tener ratos de alegría y esparcimiento. Los horarios y servicios han cambiado a causa de la pandemia, pero nunca han dejado de ayudar a adultos y adultas de la tercera que los necesiten. 

Le puede interesar: CAEPA 28 años, reviviendo sonrisas en los adultos (as) mayores en Villavicencio

Carlos Beltrán junto a su esposa y un amigo, son voluntarios desde hace cuatro años de esta fundación. Cada dos o tres meses gestionan formas de conseguir mercados o pañales para llevar a CAEPA. Pero no solo eso, también ayudan en las iniciativas propias de la organización vendiendo mantecadas, y es precisamente este el alimento que están ofreciendo para ayudar a Vicente, un abuelito que antes de la pandemia, apenas podía ver y que actualmente es ciego. 

Vicente, quien no tiene familia, vivía con otro abuelito, pero un familiar se lo llevó para su hogar en otro municipio. La situación dejó al adulto mayor completamente, pues ese compañero se había convertido en sus ojos. Como si fuera poco, tampoco se le permite quedarse en la habitación donde se hospedaba, por lo que, desde CAEPA se tomó la iniciativa de recolectar recursos para construirle una habitación en las instalaciones de la fundación. 

Las mantecadas son a $4.000 y se estarán entregando mañana, 15 de mayo. Si quieres unirte a esta causa, puedes contactarte al 310 3105472.

Imagen: CAEPA