Estímulos de CORCUMVI: denuncian irregularidades en la premiación

El gestor denuncia haber sido objeto de vulneración de derechos, discriminación y exclusión por parte de dicha Corporación cultural. 

Óscar Adrián Gómez, gestor cultural y fundador del Centro Cultural El Jaguar, fue uno de los ganadores del Plan Municipal de estímulos e incentivos para la creación artística, realizada por la Corporación Cultural Municipal de Villavicencio – CORCUMVI, un portafolio de convocatorias anuales que busca fortalecer y reconocer la trayectoria, obras e iniciativas de agentes culturales y artísticos a través de recursos económicos y técnicos. 

El artista manifiesta que desde el inicio del proceso se presentaron diversos rezagos frente a la entrega del premio, además, incumplimiento con los acuerdos iniciales. 

Esta convocatoria que abrió sus inscripciones el 16 de marzo, tuvo como premio la entrega de más de $1.000.000.000 millones como impulso a la creación, innovación y proyección cultural, pero, según Óscar, “aquí hicieron algo muy injusto, y es que cambian las condiciones. Con la resolución de ganadores dicen: ahora les pagamos después de que ustedes ejecuten el 100% del recurso de acuerdo a un presupuesto que uno planeaba. Entonces eso es otra cosa que tampoco hacen con nadie en otro lado”. 

Conforme al gestor cultural, “ellos modificaron el anexo sin ningún tipo de aviso ni nada, exigiendo algo que es totalmente absurdo. En realidad, fue un tema de discriminación, con las otras cuatro personas ganadoras de las bibliotecas tenían una comunicación y con nosotros una diferente”.

Así las cosas, también denuncia que en consonancia con la resolución y los parámetros legales, los y las ganadoras debían realizar una socialización de su proyecto, sin embargo, no hubo espacio. “Ese día que fue el 12 de septiembre, yo envié una carta formalmente a CORCUMVI donde les digo que yo tengo la responsabilidad de socializar, tengo un proyecto ejecutado, hay material audiovisual, estamos construyendo una guía, tenemos el fanzine y muchas cosas para mostrar. Ellos hasta el momento no la han contestado”, explicó para este medio Óscar.

De acuerdo con las inconformidades, Gómez en el marco de la Fiesta del Libro en Villavicencio, decidió manifestarse a través de diferentes escenarios con pancartas y flayers. A su vez, pidió un espacio para expresar su descontento. “Me meto en la parte de atrás del escenario para ejercer mi derecho a la libertad de expresión, quedó todo parado en un tiempito y él lo que hace es ordenarle a sus escoltas y a la Policía, someterme y sacarme a la fuerza, entonces me lastiman un brazo, me sacan y no me permiten el ejercicio. Traté de intentarlo nuevamente, pero los tenía encima amenazándome y no se logró”, expresó el gestor cultural.

Para Óscar las acciones que ha realizado CORCUMVI en su contra, han sido por el seguimiento administrativo que él ha hecho hacia la Corporación, evidenciando los presuntos casos de corrupción que en ella se presentan. “La discriminación también ha sido con el tema de visibilizar. Hay algo que sacan en Corcumvi cada semana que se llama “Noticias Culturales”, a través de videos y hasta de interés nacional. Yo les he dicho: tengo el taller, hace parte de la beca, pero nada, ni siquiera una sola nota”, puntualizó el gestor.

De acuerdo con Edith Agudelo, directora de CORCUMVI, “siempre se presentan situaciones que hacen que se modifiquen, actualicen o se hagan aclaraciones con respecto a los procesos que hacen parte del Plan Municipal de Estímulos. Esto significa que en la apertura oficial del Plan se deja claridad que se pueden llegar a hacer diferentes actualizaciones, que lleven a ajustar los términos y condiciones”. Expresa frente a la modificación de la resolución 025 del 16 de marzo de 2023.

Frente al espacio de socialización que Óscar exigió en su momento, la directora de la Corporación afirma que “de manera telefónica, yo como directora de CORCUMVI me comuniqué con él para que participara liderando un espacio de lectura en voz alta. En su primer momento aceptó, luego no apareció en el evento, ni en la hora ni la fecha acordada. Sí participó en diferentes espacios en su libertad de expresión con carteles, manifestaciones públicas, leyó poemas, pidió micrófonos e hizo más cosas, donde sus derechos no fueran vulnerados porque se le permitió que hiciera todo lo que consideró necesario en su derecho de libertad de expresión”.

A su vez, Edith manifiesta que “como ganador tenía un espacio de socialización, y esto también se le ha respondido a él en los derechos de petición y en las tutelas. Los espacios de socialización en el marco de la Fiesta del Libro del panel que él menciona estaban dirigidos para bibliotecas comunitarias. El gestor cultural ganó con un espacio de itinerancia. Él no tiene un espacio físico y no tiene una biblioteca comunitaria”. 

Óscar afirma que ejercer el poder que se tiene como funcionario público para discriminar a una persona es una falta gravísima, es por eso que hace un llamado a las entidades a comprometerse con el sector cultural de la ciudad. “Hay que ampliar los presupuestos, mejorar la participación en la gobernanza y los recursos públicos, y que empiecen a garantizar la calidad de vida de los gestores y los artistas”, concluyó Gómez.

Más Populares

¡Conócenos!

Somos una Agencia, y el medio para impulsar la transformación a través de la comunicación.

Solo los administradores pueden añadir usuarios.