Por un monto superior a los $5.000 millones de pesos, el Fondo de Reparación a las Víctimas cumplió los pagos judiciales de procesos de Justicia y Paz a 185 sobrevivientes del conflicto armado.

Un grupo de 185 sobrevivientes del conflicto armado en el Meta que sufrieron diferentes hechos violentos por parte de los Bloques Centauros, Héroes del Llano y del Guaviare, de las Autodefensas Unidas de Colombia, recibieron indemnización administrativa por parte de la Unidad para las Víctimas, a través del Fondo de Reparación.

Las indemnizaciones se dieron como pagos judiciales en el marco de una sentencia de la Sala de Justicia y Paz, y la Corte Suprema de Justicia, contra los postulados condenados Manuel de Jesús Pirabán (quien operaba bajo el alias de ´Pirata´), y otros 22 excombatientes. En total, serán más de $5.000 millones de pesos entregados, de acuerdo con las necesidades de celeridad de las decisiones judiciales, la identificación de afectaciones y la estandarización del sistema de reparación judicial a los programas administrativos individual y colectivo previsto en la Ley 1448 de 2011.

Ramón Rodríguez, director General de la Unidad para las Víctimas, acompañó la jornada resaltando que son indemnizaciones cuyos recursos provienen del Fondo de Reparación de la entidad.

“Les pido perdón en nombre del Estado colombiano, ustedes vivieron situaciones muy difíciles. Esperamos realmente que los recursos recibidos; en nombre incluso de esos miembros de la familia que ya no los acompañan como consecuencia de la guerra, los invito a usar este dinero para hacer realidad sueños y metas, que se convierta en un impulso para seguir adelante. Soy hijo de esta tierra, de los Llanos Orientales, por eso me llena de satisfacción poderles acompañar en este día, en el que se hace efectiva la reparación integral”, dijo el director de la Unidad.

Los beneficiados son en su mayoría habitantes de áreas rurales de los departamentos del Meta, Casanare, Guaviare, quienes vieron sus derechos vulnerados por miembros de estos grupos armados al margen de la ley. Hoy, reciben estos recursos como el inicio de un nuevo capítulo en sus vidas, además de recibir orientación para la inversión adecuada de los recursos, asesoría para el acceso a vivienda y educación, así como apoyo psicosocial.
Sumado a los beneficios económicos que fueron asignados, también fueron entregados zapatos, ropa, accesorios, kits de cocina y otros elementos, que hacían parte de mercancía incautada por la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), con el fin de complementar los procesos de atención, asistencia y reparación a estas personas.

Igualmente, fueron informados que esta es solo una de las medidas de reparación contempladas en la norma, adicionalmente ellos podrán acceder a acciones de satisfacción, rehabilitación, garantías de no repetición y, en los casos en que corresponda, a la restitución de tierras.