Aún faltan recursos para garantizar la matrícula cero en la totalidad de estudiantes de pregrado” así lo expresó, Felipe Cerquera, representante de los estudiantes ante el Consejo de Bienestar Institucional. 

La economía se encuentra atravesando uno de sus peores momentos en la historia de Colombia a causa de la pandemia, afectando así a todos los sectores que aportan al desarrollo del país, siendo la educación su base fundamental. Sin embargo, el obsoleto modelo de enseñanza y los escasos recursos destinados por parte de quienes deben velar por una formación académica de calidad para todas las y los colombianos, ha dejado a la academia en un estado deplorable. 

El estudiantado de la Universidad de los Llanos (Unillanos), en cabeza del Consejo Estudiantil Universitario, viene exigiendo desde el año 2020 que se les garantice matrícula cero, realizando diferentes movilizaciones, entrega de volantes, exhibición de pancartas y quema de recibos frente a la universidad -sede San Antonio- en representación de sus exigencias. Asimismo; llevando sus voces a los diferentes medios de comunicación de la región para lograr ser escuchados por parte de la Administración Municipal y Departamental. 

“El alcalde alternativo cuando necesitó de los votos de la Unillanos, si fue a buscar al estudiante y cuando el estudiante necesitó el apoyo para continuar con su proceso de formación, la Alcaldía le estaba dando la espalda” indicó Felipe Cerquera, representante de los estudiantes ante el Consejo de Bienestar Institucional. 

Es así como por medio de las luchas y movilizaciones, las y los estudiantes lograron que la semana pasada, la Alcaldía de Villavicencio presentara un proyecto de acuerdo al Concejo del municipio con el fin de aportar 350 millones de pesos a la Universidad de los Llanos y así garantizar parte del costo de la matrícula. 

Cabe resaltar que, por medio de un debate, el Concejo Municipal deberá aprobar la destinación de estos recursos para garantizar la matrícula cero. No obstante, a la fecha no se ha dado la aprobación, ni se ha hecho el desembolso de dicho dinero.

Aunque por parte del Gobierno Nacional fueron entregados 796 millones de pesos del Fondo Social para la Educación Superior y la Unillanos aportó 321 millones de pesos, los recursos no son suficientes para que todas y todos los estudiantes puedan continuar con sus estudios este primer semestre del 2021, pues son necesarios más de 1.700 millones de pesos para garantizar la matrícula cero a cerca de 6.000 estudiantes que conforman las diferentes carreras universitarias de pregrado. 

Ahora, el estudiantado se está enfocando en llamar la atención de parte de la Gobernación del Meta, a la cual le solicitan un aporte económico para así alcanzar a reunir el total del dinero que requieren para garantizar la gratuidad de este primer semestre, teniendo en cuenta que deben cancelar los recibos de pago para el mes de marzo. 

Además, el estamento estudiantil sigue en pie de lucha y envió una carta al Gobierno Nacional, donde se le exige garantizar la matrícula cero durante los dos semestres del año 2021 y además se le solicita el diálogo que va encaminado a la gratuidad en la educación superior y una mejor inversión para las universidades públicas del país. 

Aunque algunos han expresado su inconformidad con respecto a la gestión del alcalde de Villavicencio, Felipe Harman en medio de esta situación; el mandatario se unió al llamado del estudiantado, expresando que es necesario profundizar un debate nacional con respecto al esquema de financiación de la educación pública, “si queremos una universidad gratuita, una universidad que genere oportunidades, una universidad que no excluya, necesitamos invertir mucho más en educación, así que en el marco de este ejercicio hemos firmado un comunicado exhortando al Gobierno Nacional a diseñar esquemas de financiación que no le generen ese peso a las entidades territoriales y que sin duda alguna lo recibimos con la mayor responsabilidad”.

Los universitarios y universitarias enfatizaron en que el tema de financiación de la educación superior en Colombia exige soluciones que garanticen una formación de calidad, donde se tengan en cuenta todas las necesidades de las y los jóvenes del país, además de una reforma en el modelo tradicional educativo. Por ende, aseguraron que continuarán su lucha, a fin de lograr que la educación superior en el país, se brinde en óptimas y equitativas condiciones. 

La lucha del estudiantado con el fin de llamar la atención de la Administración Departamental, dio sus frutos, pues en las últimas horas, la Gobernación del Meta confirmó que brindará un recurso para que la matrícula cero cobije a las y los más de 6.000 mil estudiantes de la Unillanos.

Ahora, las y los estudiantes solicitan a la Gobernación del Meta, en cabeza de Juan Guillermo Zuluaga, una pronta reunión, donde se les comunique cómo y cuándo se realizará el desembolso de este dinero.